jueves, 17 de abril de 2014

Precarización laboral en Página/12 (ya no como noticia)

A 48 horas de que la presidenta CFK presentara un proyecto contra la precarización laboral y para prevenir conductas fraudulentas de las empresas, los trabajadores de Página/12 (que informó la noticia en tapa) ratificamos nuestra decisión de enfrentar la precarización en el propio diario Página/12, que afecta a más de 150 redactores externos a quienes no se les reconocen derechos laborales elementales.

Compartimos el escrito de la Comisión Gremial Interna que presentaremos en los próximos días al Ministerio de Trabajo con la esperanza de que --tal como anunció la presidenta-- use sus facultades de fiscalización al servicio de los trabajadores.



Sr. Ministro de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación
Dr. Carlos Tomada
S / D
Los delegados de la Comisión Gremial Interna del diario Página/12, constituyendo domicilio a los efectos de este expediente en Solís 1525 de la C.A.B.A., con el asesoramiento legal del Dr. Mariano Suárez y acompañados por NN en representación de la Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires (Utpba), nos presentamos ante el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación a los fines de solicitar la intervención directa de la autoridad administrativa, en los términos y competencias establecidos en el Pacto Federal del Trabajo y el Régimen General de Sanciones por Infracciones Laborales (ley 25.212), a los efectos de que, en caso de que persista el incumplimiento denunciado por parte de la empresa, se apliquen las multas económicas allí previstas en razón del reclamo que a continuación describimos, que ha tenido un resultado infructuoso por la vía gremial.
Página/12 cuenta con 31 editores, 41 redactores reconocidos como tales y un plantel de más de 150 redactores externos registrados como “colaboradores” a quienes no se les reconocen derechos laborales elementales como el Salario Mínimo Vital y Móvil, la antigüedad o las vacaciones, entre otros, y se les paga por nota publicada cifras que la empresa impone arbitrariamente, ya que no acepta negociarlas con los delegados y tampoco por medio de la Asociación de Editores de Diarios de Buenos Aires (AEDBA) en las paritarias de prensa.
Cada uno de esos “colaboradores” representa una relación contractual que no cumple con los requisitos de registración del art. 7 de la ley 24.013, que representa un acto de evasión de aportes y contribuciones al régimen de la Seguridad Social y que configura una “infracción grave”, susceptible de sanción económica por parte de la autoridad de aplicación, en los términos de la ley 25.212.
La figura del “colaborador” fue creada por el Estatuto del Periodista Profesional hace setenta años para quienes escriben textos “que por la índole de los mismos no corresponden a las tareas habituales de los órganos periodísticos” (EPP, art. 23, inc. E). En la práctica, en cambio, se aplica a redactores externos que realizan la misma tarea que sus compañeros de la redacción y que son precisamente las habituales del diario. Se trata, sin más, de verdaderas relaciones contractuales por tiempo indeterminado (art. 21 y 23 LCT y art. 2 de la ley 12.908) encubiertas mediante actos de fraude laboral (art. 14 LCT).
En palabras del abogado laboralista Mariano Suárez, “la figura del ‘colaborador’, prevista originalmente para trabajadores externos a las empresas que realizaban notas ajenas al giro permanente de la redacción (verbigracia, un escritor que redacta una columna de opinión de un tema ajeno a la rutina informativa)”, se aplica “en forma masiva e indiscriminada para disimular bajo una apariencia de legalidad a trabajadores que, según el mandato legal, deberían revistar con contratos por tiempo indeterminado, con prestaciones continuas o discontinuas según el caso” (Suárez, M., Periodismo multimedia: un nuevo paradigma laboral flexible. Alarco Ediciones, 2012, p. 165). “Es la figura jurídica que encontraron las empresas para eludir el contrato de trabajo por tiempo indeterminado con garantías de estabilidad, aportes al sistema de seguridad social, protección a la familia del trabajador y tutelado por mínimos salariales y límites a la extensión de la jornada” (Ídem, p. 166).
Dentro de esa situación de precariedad e ilegalidad se diferencian dos subgrupos de trabajadores: uno minoritario de “colaboradores permanentes”, que según el Estatuto son “periodistas profesionales” (art. 2) “comprendidos dentro de las disposiciones” de esa ley (art. 1), y otro mayoritario de “colaboradores” a secas, que la norma define como “proveedores externos” pero que en la práctica proveen notas de prensa idénticas a las que escriben los redactores reconocidos como tales.
Para ser considerado “colaborador permanente” el Estatuto exige un piso de 24 notas anuales (art. 23, inc. E), situación que las empresas evitan con una maniobra sencilla: dejar de publicar o “congelar” al periodista antes de que alcance ese número de “colaboraciones” anuales y “descongelarlo” una vez cumplido el plazo. Sólo cuando calculan mal (porque los redactores publican en distintos suplementos y secciones) o cuando no cuentan con un número suficiente de “colaboradores” que les permita burlar ese artículo, se da la situación de que el periodista queda habilitado a pedir la recategorización como “permanente”, pedido que a su vez suele ser desalentado y/o resistido por las empresas, en una maniobra claramente fraudulenta para no tener que pagar aportes jubilatorios y obra social.
La naturalización del uso de una categoría que como dijimos no fue creada para “las tareas habituales del órgano periodístico” implica en el caso de Página/12 que todos sus suplementos semanales (Las/12, Soy, Radar, Libros, Turismo, Futuro, Cash, No, M2, Sátira) sean realizados en su mayor parte por redactores registrados como “colaboradores”. El cuerpo principal del diario tampoco escapa a estas irregularidades. Las secciones Cultura & Espectáculos e Internacionales se nutren en su mayoría de artículos redactados por supuestos “colaboradores”, con el agravante en el segundo caso de que ni siquiera son “permanentes” y ofician en los hechos como corresponsales en el exterior del país. Paradójicamente, quienes sí escriben textos que “no corresponden a las tareas habituales de los órganos periodísticos”, es decir quienes deberían ser calificados y recompensados como “colaboradores”, directamente no cobran por su trabajo.
Los esfuerzos de esta Comisión Gremial Interna por normalizar la situación de estos periodistas precarizados han sido hasta ahora infructuosos. Página/12 accedió años atrás a aplicar una “clausula de enganche” con los aumentos del resto de los trabajadores, que no siempre aplicó a todos los redactores externos y de cuyo in/cumplimiento sólo nos enteramos relevando los datos en forma individual, ya que la empresa nunca se dignó a transparentar los valores que paga.
Pero no es ese el incumplimiento más grave. Página/12 se niega a aplicarle a estos redactores externos la categoría que corresponde, se niega a negociar con esta Comisión Interna los valores que paga por “colaboración” y se niega inclusive a rever su decisión de iniciar el trámite de pago una vez que las notas terminadas están a su disposición. Esto implica que el trámite comienza recién cuando se publican, con lo cual son los redactores externos quienes financian las “parrillas” de notas durante semanas o meses, tiempo al que se suma luego la demora que trae aparejada la facturación.
A esas negativas arbitrarias que se derivan de considerar “proveedores externos” a redactores mal categorizados se suma el no reconocimiento de los derechos de quienes al menos lograron ser registrados como “permanentes”. Pese a que técnicamente son “periodistas profesionales” y gozan de los beneficios reconocidos por el Estatuto, el Convenio Colectivo de Prensa 301/75 y demás leyes laborales, en la práctica no se les paga un centavo en concepto de antigüedad (algunos llevan más de veinte años publicando regularmente), de vacaciones, y no gozan de licencias de ninguna clase.
Cabe destacar que AEDBA, cámara empresaria que Página/12 integra junto con La Nación, Clarín y Perfil, entre otras, también se ha negado sistemáticamente a tratar el tema “colaboradores” durante las paritarias de los últimos dos años. Sólo por la tenacidad de los delegados sumada a un cambio de postura del representante del Ministerio de Trabajo se logró en la paritaria 2013 incorporar a los mal llamados colaboradores al aumento general, que no todas las empresas respetaron.
No escapa al conocimiento de la autoridad administrativa que la situación relatada configura, en cada caso individual, una “falta grave” en los términos del art. 3 del Régimen General de Sanciones por Infracciones Laborales, que dispone que “son infracciones graves: a) La falta en los libros de registros de trabajadores de alguno de los datos esenciales del contrato o relación de trabajo” (…) e) la violación de la normativa relativa a modalidades contractuales”.
Va de suyo que esa situación de hecho se configura con trabajadores que no están registrados (“colaboradores ocasionales”) o que están registrados deficientemente (“colaboradores permanentes”) y que carecen de estabilidad jurídica (aun la impropia, art. 14 bis C.N.), derecho al salario mínimo, límites de jornada, descanso, pago por antigüedad, entre otros derechos.
Ante esta situación irregular que perjudica a más de 40 “colaboradores permanentes” y a más de un centenar de “colaboradores” a secas (el cálculo de estos últimos depende del piso de notas anuales que se considere) y ante las sistemáticas negativas de la empresa a resolver los variados abusos que se derivan de la incorrecta categorización, esta Comisión Gremial Interna solicita al Ministerio de Trabajo:
  1. Que convoque a esta Comisión Gremial Interna y a la patronal de Página/12 a una audiencia conciliatoria en sede administrativa a los efectos de que fundamente su posición por escrito y establezca con esta representación un programa para regularizar la situación de precarización laboral denunciada.
  2. Que en caso de negativa a negociar en sede administrativa, la autoridad de aplicación, mediante las facultades de su competencia, disponga una inspección en el establecimiento laboral de Solís 1525, a los fines de verificar los libros del art. 52 de la LCT de cada uno de los “colaboradores” (se adjunta detalle anexo) denunciados; sin perjuicio de la constatación in loco de los hechos descriptos.
  3. Eventualmente, aplique las sanciones económicas previstas en el art. 5 de la ley 25.212 por cada uno de los trabajadores sobre los que se verifique la existencia de algunas de las infracciones alegadas.
Sin otro particular, lo saludamos atentamente.

Comisión Gremial Interna de Página/12.
Diego Martínez, Ana Paoletti, Carlos Rodríguez y Facundo Martínez.

jueves, 27 de marzo de 2014

Solidaridad con los trabajadores de Crónica, BAE y Perfil



La asamblea de trabajadores de Página/12 se solidariza con los compañeros de Crónica y BAE y repudia enérgicamente los atropellos y aprietes perpetrados por la patronal de los hermanos Alejandro y Raúl Olmos (foto) para destruir la organización gremial en ambos diarios.

En la misma línea que Jorge Fontevecchia en Perfil o Héctor Magnetto en Clarín, los hermanos Olmos implementan por estos días una artera maniobra para aislar a las comisiones internas de Crónica y BAE mediante una mudanza y un cambio de razón social que no tienen por qué afectar los derechos laborales de los trabajadores.

Como trabajadores de prensa rechazamos las actitudes patoteriles de los dueños de Crónica y BAE, no menos graves que las que sufren los trabajadores despedidos de editorial Perfil, y nos ponemos a disposición de lo que resuelvan las asambleas y las comisiones internas de ambos medios.

jueves, 20 de marzo de 2014

De los trabajadores de Página/12 al ministro Carlos Tomada *

La asamblea de trabajadores de Página/12, ante la alarmante demora del inicio de las negociaciones paritarias y ante la indiferencia de la conducción de la Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires (Utpba), se dirige al ministro de Trabajo, Carlos Tomada, a fin de solicitar que arbitre los mecanismos a su alcance para concretar a la mayor brevedad posible el comienzo del diálogo entre el Plenario Autoconvocado de Delegados de Prensa, del que forman parte nuestros legítimos representantes, y las cámaras empresarias del sector.

Conscientes de la profunda crisis que atraviesa la conducción de la Utpba, que se manifiesta no sólo en su habitual ausencia en asambleas y conflictos del gremio sino también en su silencio sobre las paritarias (según el último acuerdo las negociaciones debieron comenzar el 1º de febrero), solicitamos también que como autoridad de aplicación y en cumplimiento de la orden suscripta el 28 de febrero por la jueza María Alejandra D’Agnillo analice con detenimiento las 2525 impugnaciones al padrón presentadas por la Lista Multicolor, que integran doce trabajadores de Página/12, incluidos nuestros delegados paritarios y la Comisión Gremial Interna.

Formulamos ambos reclamos en el entendimiento de que la crisis de legitimidad y ahora también de legalidad que atraviesa la Utpba, cuyas autoridades formales tienen sus mandatos vencidos desde hace meses por sucesivas suspensiones de la elección, ponen en grave riesgo la posibilidad de comenzar la negociación sobre nuestros salarios y condiciones de trabajo junto al resto de los trabajadores del gremio, una conquista de la que fuimos parte desde el inicio y a la que no vamos a renunciar por los intereses espurios de una dirigencia sin contacto con sus bases.

* Entregado en mesa de entradas del Ministerio de Trabajo el 20 de marzo de 2014.

Dondero, Tato / intendencia, delegado paritario titular.
Martínez, Diego / redactor, delegado.
Martínez, Facundo / redactor, delegado.
Paoletti, Ana /medios, delegada.
Rodríguez, Carlos / redactor, delegado y paritario suplente.

Abrevaya, Sebastián / redactor.
Ackerman, Sebastián / redactor externo – colaborador.
Actis, Walter / distribución.
Aguirre, Juan Carlos / diagramación.
Airali, Gladys / recepción.
Albarracín, Oscar / expedición.
Alvarez, Pedro Miguel / sistemas.
Amaro, Sonia / local de ventas.
Amoretti, Jorge / distribución.
Andrade, Daniel / administración
Andrade, Juan / redactor externo – colaborador.
Andreotti, Claudio Aníbal / diagramación.
Andreu, Carlos Daniel / medios-preimpresión.
Aranda, Daniel / taller.
Aranda, Darío / redactor externo – colaborador.
Argento, Alfredo / fotografía.
Arregui, Ramón / contaduría.
Aruguete, Natalia / redactora externa - colaboradora.
Aveggio, Sebastián / diagramación.
Ávila, Bernardino / reportero gráfico.
Ayala, Atilio / expedición.
Ayala, José Luis / recepción.
Bagnato, Ariel / diagramación.
Ballefín, Tomás / distribución.
Barberis, Juan / redactor externo – colaborador.
Bastus, Luis / Rosario12.
Berlanga, Angel / redactor externo – colaborador.
Bernades, Horacio / redactor externo – colaborador.
Bernardo, Pablo / administración.
Bertazza, Juan Pablo / redactor externo – colaborador.
Bianco, Ana / redactora externa – colaborador.
Brites, Sergio / preimpresión.
Brodersen, Diego / redactor externo – colaborador.
Bruschtein, Julián / redactor.
Bullentini, Ailín / redactora.
Cabrera, Víctor / intendencia.
Camino, Manuel / corrección.
Cañete, Emiliano / administración.
Cardinali, Maximiliano / taller.
Carrillo, Cristian / redactor.
Cartasso, Sandra / reportera gráfica.
Casciero, Roque / redactor editor.
Castillo, Leonardo / redactor externo – colaborador.
Cecchi, Horacio / redactor editor.
Cerone, Federico /diagramación.
Chaparro, Rubén / preimpresión.
Cinelli, Juan Pablo / redactor externo – colaborador.
Comandé, Luis / sistemas.
Cruz, Juan / expedición.
D’Addario, Fernando / redactor editor.
Dandan, Alejandra / redactora.
De Andrés, Carlos / archivo.
De Benedictis, Adrián / redactor.
De Jesús, Lilia / correctora.
De Mello, Luciana / redactora externa - colaboradora.
Dillon, Marta / editora redactora.
Diz, Alejo / Rosario12.
Engler, Verónica / redactora externa – colaboradora.
Erbetta, Emilia / redactora externa – colaboradora.
Espert, Joaquín / redactor web.
Fabregat, Eduardo / editor redactor.
Figueredo, Ramón / expedición.
Figueroa Díaz, Adrián / redactor web.
Fischerman, Diego / redactor.
Gallardo, Susana / secretaria.
Gari, Facundo / redactor externo – colaborador.
Ghersa, Juana / reportera gráfica – colaboradora.
Gil García, Javier / distribución.
Giralt, Miguel / taller
González Cortiñas, Emiliano / Rosario12.
González, Julia / redactora externa – colaboradora.
Greco, Ariel / redactor editor.
Grubicy, Fernando / taller.
Guede, Ulises / medios-publicidad.
Guillén, Lidia María / limpieza.
Halfon, Mercedes / redactora externa – colaboradora.
Hein, Miguel / corrección-cierre.
Herrera, Silvina / redactora externa – colaboradora.
Huergo, Damián / redactor externo – colaborador.
Jaroslavsky, Sonia / redactora externa – colaboradora.
Jorquera, Miguel / redactor.
Kairuz, Mariano / redactor externo – colaborador.
Kisielewsky, Sergio / redactor externo – colaborador.
Kuperman, Lucas / redactor externo – colaborador.
Lag, Nahuel Diego / redactor web.
Lannutti, Fabio / corrector.
Lantos, Nicolás / redactor.
Lasala, Gladys / taller.
Lebenglik, Fabián / redactor externo – colaborador.
Leiva, Alejandro David / fotografía.
Lipcovich, Pedro / redactor.
Lisica, Federico / redactor externo – colaborador.
Lombardo, Guadalupe / reportera gráfica.
López, Martín / administración.
Lorca, Javier / editor.
Luppino, Liliana / correctora.
Macera, Andrés / Rosario12.
Maggi, José María / Rosario12.
Majlin, Brian / redactor externo – colaborador.
Mancini, Julio Martín / reportero gráfico externo – colaborador.
Mansilla, Lucía / correctora.
Marrongelli, Luis Alberto / taller.
Martín, Rodrigo / distribución.
Martínez, Gonzalo / reportero gráfico.
Martínez, Laura / taller.
Meirás, José Luis / editor web-sistemas.
Melgar Mendiburu, Juan Carlos / expedición.
Meyer, Adriana / redactora.
Micheletto, Karina / redactora.
Mingione, Susana / limpieza.
Miño, Jorge / expedición.
Molina, Luis Alberto / taller.
Molina, Walter / diagramación.
Monteagudo, Luciano / redactor editor.
Monteleone, Pablo / taller.
Monteleone, Sergio / preimpresión.
Montes, María Nieves / recepción.
Muro, Patricia / administración.
Nieva, Ricardo / taller.
O’Donnell, Santiago / editor.
Osci, Vanina / diagramación.
Pace, Rafael / sistemas.
Padín, Renata / corrección.
Pagliotto, María Rosa / local de ventas.
Palacios, José Luis / sistemas.
Palavecino, Pablo / expedición.
Pampillón, Arnaldo / reportero gráfico.
Pantoja, Isabel / limpieza.
Panzarini, Lorena / Rosario12.
Paz, Luis / redactor editor.
Peker, Luciana / redactora externa – colaboradora.
Pérez Castillo, Edgardo / Rosario12.
Pérez, Adrián / editor fotografía.
Peréz, Adrián / redactor.
Pérez, Martín / editor redactor.
Pertot, Werner / redactor.
Piñeiro, Graciela / taller.
Piotrkowski, Guido / redactor externo – colaborador.
Piovano, Pablo / reportero gráfico.
Premici, Sebastián / redactor.
Prieto, Carolina / redactora externa – colaboradora.
Rep, Miguel / dibujante.
Respighi, Emanuel / redactor.
Rial Ungaro, Santiago / redactor externo – colaborador.
Riccio, Mario / publicidad.
Rodríguez, Leonardo / expedición.
Romero, Nicolás / archivo.
Rosato, Juliana / diagramadora.
Rosso, Laura / redactora externa – colaboradora.
Rovina, Daniela / redactora externa – colaboradora.
Ruscio, Alfredo / archivo.
Sabatés, Paula / redactora externa – colaboradora.
Saccomanno, Guillermo / redactor externo – colaborador.
Saladino, Rubén / publicidad.
Salguero, Joaquín / reportero gráfico – colaborador.
Sánchez, Adriana / administración.
Sánchez, Alberto / expedición.
Sánchez, Sergio / redactor externo – colaborador.
Sandá, Roxana / redactora externa – colaboradora.
Sanfilippo, Gabriel / publicidad.
Santoro, Sonia / redactora externa – colaboradora.
Simeoni, Alicia / Rosario12.
Socolsky, Claudio Enrique / Rosario12.
Tallone, Carlos / taller.
Tentorio, Irupé / redactora externa – colaboradora.
Tessa, Sonia / Rosario12.
Teysseire, Leandro / reportero gráfico.
Treibel, Guadalupe / redactora externa – colaboradora.
Uranga, Washington / redactor columnista.
Valenzuela, Andrés / redactor externo - colaborador.
Vales, Laura / redactora.
Vallejos, Soledad / redactora.
Varsavsky, Julián / redactor externo – colaborador.
Verbitsky, Horacio / redactor columnista.
Verdes, Antonio / expedición.
Vignone, Pablo / redactor editor.
Villegas, Marcelo / intendencia.
Viola, Liliana / editora redactora.
Vitale, Cristian / redactor.
Wasylyk Fedyszak, María Sol / redactora externa – colaboradora.
Woinilowicz, María Elvira / secretaria.
Yaccar, María Daniela / redactora externa – colaboradora.
Yohai, Rafael / reportero gráfico.
Zabala, Alejandro / diagramación.
Zuvilivia, Coralia / correctora.

miércoles, 5 de marzo de 2014

COMUNICADO DE REPUDIO A LAS AGRESIONES SUFRIDAS POR LOS COMPAÑEROS PIASEK, SUAREZ Y CARPINTERO


La asamblea de trabajadores del diario Página/12 repudia enérgicamente las agresiones sufridas por los compañeros abogados León Piasek y Mariano Suárez, también delegado de la agencia Télam, y por el compañero delegado de Veintitrés Andrés Carpintero, de parte de un grupo de varias decenas de personas identificadas con la lista Celeste y Blanca, actual conducción de la Unión de Trabajadores de Prensa (UTPBA).

León Piasek
El ataque ocurrió cuando los compañeros abogados realizaban trámites relacionados con la reincorporación de seis de los trabajadores despedidos del diario Perfil. La conducción de la Utpba, que nunca se movilizó por la causa de los despedidos, en cambio sí convocó a un escrache relacionado con las impugnaciones, avaladas por la justicia, de las elecciones que debían realizarse el 6 y 7 de marzo, y que han quedado suspendidas nuevamente.

Los trabajadores de Página/12 expresamos nuestro rechazo absoluto al accionar de las patotas de la burocracia de la Utpba, que desconoce el legítimo movimiento de las bases del gremio. Los compañeros abogados fueron insultados y en el caso de León Piasek recibió una agresión física por la espalda, cuando estaba ingresando al juzgado.

Los trabajadores consideramos que resulta un agravante de lo ocurrido el hecho de que la agresión fue presencia por algunos de los máximos dirigentes de la conducción de la Utpba, como Lidia Fagale y Daniel Das Neves.

ASAMBLEA DE TRABAJADORES DE PAGINA/12

miércoles, 8 de enero de 2014

Repudio a la persecución gremial en Perfil

Los trabajadores de Página/12 repudiamos la persecución gremial en la editorial Perfil, nos solidarizamos con los trece trabajadores despedidos por defender la fuente de trabajo de sus compañeros y nos sumamos a la convocatoria de esa asamblea para el acto que se realizará este viernes a las 13 en Chacabuco 271.

La decisión del empresario Jorge Fontevecchia de pretender despedir “con causa” a quienes actuaron en solidaridad con otros siete compañeros echados semanas atrás es una muestra clara de persecución y ataque a la libertad sindical, agravada además porque cinco de esos trabajadores formaron parte de la Junta Electoral en la última elección de Comisión Interna.

Como trabajadores de prensa le decimos públicamente a los compañeros de Perfil que no están solos, que cuentan con nuestro apoyo y nuestra solidaridad, y que la lucha por impedir despidos en el gremio de prensa nos encontrará juntos en las calles y en las redacciones.

Asamblea de trabajadores de Página/12



viernes, 15 de noviembre de 2013

Mate cocido de protesta en Página/12

Si uno ve un cartel que dice $13,53, cualquier memorioso piensa en ofertas que ya no existen, con esos valores, en ningún supermercado. Esa suma miserable es la que nos pagan por día trabajado, en Página/12, por uno de los ítems que tenemos en nuestro recibo de sueldo desde el primer día, desde hace 26 años, desde la primera edición del 26 de mayo de 1987 y desde que se formó la primera Comisión Interna. La cifra se actualizaba mes a mes, año por año, pero desde hace mucho tiempo, muchos años, está congelada.

El ítem se llama refrigerio y Página lo paga porque no tenemos comedor como en otros medios de prensa, ni siquiera un carrito que pase repartiendo café con leche y medias lunas como hacen otras empresas. En el barrio de Constitución, donde estamos, los boliches de comida son medio pelo. De todas maneras, ni un miserable pan con mortadela al medio vale menos de 30 pesos. Es decir que nuestros $13,53 diarios no alcanzan para nada. Por eso estamos pidiendo la recomposición de un refrigerio que no satisface nuestras expectativas mínimas.

Muchos de nosotros, por nuestros horarios, almorzamos o cenamos en el diario pagando de nuestro bolsillo, cuando el diario debería darnos ese “refrigerio” generoso y gratuito. Por eso decidimos hacer este “mate cocido party”, para hacerles saber que en Página/12 no todo lo que reluce es oro y mucho menos refrigerio.




jueves, 14 de noviembre de 2013

Reclamo para que Página/12 pague antigüedad a periodistas precarizados

Carta del pedido de los periodistas mal llamados “colaboradores” para que Página/12 cumpla con sus obligaciones legales, aprobada en la asamblea del 13-11-13:

Sr. Gerente de Personal, Ricardo Badía

Por medio de la presente, los colaboradores de Página12 solicitamos que se cumpla con nuestro derecho a percibir la bonificación por antigüedad que sí cobran el resto de los compañeros del diario.

Los abogados laboralistas consultados por la Comisión Interna coinciden en que pagar antigüedad a los colaboradores permanentes es legalmente indiscutible.

La antigüedad en el empleo corre para todos por igual, trabajen un día o cinco. El Estatuto del Periodista Profesional en su artículo 2 considera a los colaboradores permanentes como “periodistas profesionales a los fines de la presente ley” y en el Convenio Colectivo de Trabajo 301/75, al tratar la bonificación por antigüedad (art. 44), no se los excluye.

Este tema fue planteado oportunamente por la Comisión Interna, y luego de demorar la respuesta, la empresa señaló que los colaboradores no recibirán ese derecho.

También dejamos constancia de que los colaboradores no percibimos vacaciones, licencia por enfermedad y, de manera muy dispar, viáticos. Derechos que no nos resignamos (ni nos resignaremos) a perder.

Por último, insistimos (como lo hiciéramos el año pasado) en la necesidad de que los artículos de colaboradores sean abonados a mes vencido de entregados. En la actualidad, se pagan recién cuando se publican (pueden pasar meses entre entrega-publicación y pago). Entendemos que nota recibida por el editor debe ser abonada al mes siguiente.

Los abajo firmantes, con el apoyo de la asamblea de trabajadores de Página12, esperamos una pronta respuesta:

Firman:
Yumber Vera Rojas, Angel Berlanga, Facundo Gari, Guadalupe Treibel, Natalia Aruguete, Pablo Pérez, Carolina Prieto, Julia González, Mariano del Mazo, Pablo Capanna, Andrés Valenzuela, Santiago Giordano, Cristian Vitale, Sergio  Kisielewsky, Damián Huergo, Juan Andrade, Esteban Magnani, Mario S. Yannoulas, Silvina Friera, Paula Jiménez, Leandro Ibáñez, Mercedes Halfon, Elisabet Contrera, Juan Barberis, Diego Brodersen, Sonia Santoro, Juan Pablo Bertazza, Luciana de Mello, Clarisa Ercolano, María Daniela Yaccar, Victoria Lescano, Irupé Tentorio, Daniela Rovina, Ana Bianco, Julio Nusdeo, Mariano Kairuz, Lucas Kuperman, Sergio Sánchez, Luciana Peker, Horacio Bernades, Darío Aranda, Juan Pablo Cinelli, Roxana Sandá, Laura Rosso, Sonia Jaroslavsky, Sebastián Ackerman, Paula Sabatés, Mariano Ribas, Santiago Rial, Brian Majlin, Florencia Goldsman, Silvina Herrera, María Mansilla y siguen las firmas…